mariochavez

mariochavez

Publicado
Junio 17, 2013

Próximos Eventos

Blog

¿Cómo formar una comunidad?

Una comunidad de desarrolladores es una de los formas más sencilla de relacionarte con otros desarrolladores en tu ciudad. Es una manera simple de compartir y aprender nuevos conocimientos, pero más importante es una excelente herramienta para conocer personas.

Comunidades enfocadas en Ruby y Ruby on Rails hay varias en México, aunque su nivel de actividad varía entre ellas.

Si aún no formas parte de una comunidad y te gustaría hacerlo, no lo pienses más y actúa. Lo primero que tienes que hacer es buscar si en tu ciudad ya hay comunidades activas o que en algún momento funcionaron, ésta es una pequeña lista que te puede servir como referencia, iniciando desde el norte hasta el sur:

Si tienes la suerte de que vives en alguna de esta ciudades, únete a ellas. Si no están activas, trata de buscar la forma de organizar una reunión.

¿Cómo puedo ser un organizador?

Contrario a lo que se pueda llegar a creer, ser el organizador de una comunidad no implica que se tiene que ser quien más conoce del tema, realmente sólo se necesita tener el interés de aprender y juntar a las personas interesadas.

Parte importante de ser un organizador, consiste en hacer llegar la invitación a quienes les puede interesar unirse a la comunidad y buscar un lugar para llevar a cabo las reuniones.

Como dato curioso: cuando organizamos la primera reunión de Tijuana.rb, solamente esperábamos alrededor de 4 personas. Elegimos un Starbucks céntrico en la ciudad de Tijuana, y para nuestra sorpresa, llegaron más de 15 personas.

Ser un organizador también consiste en mantener activa la comunidad, buscando la manera de reunirse regularmente de preferencia. Esto es importante porque de esta forma, los posibles asistentes ya saben que mes con mes viene la reunión de la comunidad y pueden apartar ese tiempo para estar presentes, a diferencia de no saber con ciencia cierta cuando será la siguiente reunión.

Otro punto importante es convencer a los miembros que todos pueden aportar y dar una plática de vez en cuando, no todos los temas tienen que ser súper complejos: hay que recordar que es posible que asistan personas con diferentes niveles de conocimientos, así que tener pláticas básicas o de introducción es importante.

¿Cómo formo una comunidad?

Sólo es necesario encontrar a un grupo de amigos o conocidos con el mismo interés: crea un cuenta de Twitter o un Google Group o una comunidad en Google Plus, organiza la primera reunión, sigue las recomendaciones de ¿Cómo puedo ser un organizador? y estarás listo.

¿Qué más puedo hacer por una comunidad?

Es importante el reunirse y tener la oportunidad de presentar temas, pero también es importante el relacionarse con los miembros de las mismas, como lo mencioné anteriormente, conocer a la gente. Por lo tanto si organizas una comunidad, ten en cuenta que en cada reunión, aparte del tiempo para las presentaciones, es importante hacer un espacio para que la gente platique y se conozca.

De igual forma es posible organizar pequeños talleres de un par de horas en donde una vez más, se pueda compartir un poco del conocimiento que exista en la comunidad.

Otra manera de extender la comunidad es invitando a las otras comunidades a participar en las reuniones, puede ser invitando a alguien a dar una plática mediante Skype o Google Hangout.

Comentarios finales

Ser parte de una comunidad le agrega valor a tu actividad profesional, ya sea como asistente u organizador, es una buena forma de conocer otras personas y lo que están haciendo, y ¿quién sabe? hasta puede ser una opción de encontrar mejores oportunidades de trabajo.